Noticia

¿Cómo distinguir el dolor de cabeza o migraña?

como-distinguir-el-dolor-de-cabeza-o-migrana

RobinHiggins / Pixabay.com

Tener dolor de cabeza casi es lo normal; se estima que unas 14.000 personas acuden cada mes al médico por este motivo. Pero, cuando las cefaleas se repiten con demasiada frecuencia, o son de una intensidad difícil de aguantar, se convierten en una preocupación comprensible. Tranquilidad. Hay muchas causas que pueden provocar que sufras cefaleas constantes, pero lo normal es que no sean un síntoma de algo peor: nueve de cada diez no son el fruto de una enfermedad escondida.

Te puede interesar: Malos hábitos que ayudan al envejecimiento

 

“La cefalea es un síntoma de muchas enfermedades, desde una sinusitis a un traumatismo craneal, pero también puede no serlo cuando el dolor de cabeza es el único o principal síntoma, sin que haya un daño orgánico en nuestro organismo que lo provoque. Es lo que los médicos llamamos cefaleas primarias, y el 90% de los dolores de cabeza están dentro de este grupo”, dice la coordinadora del grupo de estudio de Cefaleas de la Sociedad Española de Neurología (SEN), Sonia Santos.

Dar con el tratamiento adecuado es importante, y para ello hay que saber diferenciar el tipo de dolor que estamos soportando. sobre todo cuando se trata de migrañas. Este dolor de cabeza está dentro del grupo de cefaleas primarias, y no siempre son diagnosticadas porque no todas las personas que las sufren pasan por la consulta. “Y es importante que el médico valore al paciente y vea si sufre migraña, ya que dependiendo del número de días al mes que se presenta este dolor habrá que suministrarle el tratamiento preventivo más adecuado para que disminuya la frecuencia y la intensidad de estos ataques, ya que la migraña crónica puede llegar a interferir seriamente en la calidad de vida del paciente, impidiéndole hacer una vida normal”, explica la neuróloga. Estas son las características que diferencian a cada dolor de cabeza, y son importantes porque hay que saber cuándo ir al médico.

En: BuenaVida/ElPais.com