Noticia

¿Realmente sirven las segundas oportunidades?

realmente-sirven-las-segundas-oportunidades

CC Free- Photos - Pixabay

Todos los seres humanos podemos tener una segunda oportunidad, para vivir y sentirnos plenos en el amor, pues nadie es perfecto.

  • Si una relación atraviesa una ruptura importante, que los ha llevado a una fuerte crisis, una separación, regresar, por supuesto que es una opción, pero esto implica hacer una revisión profunda de muchos aspectos.
    • ¿Por qué se generó la crisis?
    • ¿Cómo nos afectó?
    • ¿Por qué no se fue capaz de resolver el tema antes de pensar en una separación?

Mira también: ¿Es posible continuar con tu pareja sin sentir atracción sexual?

  • Esto en una primera etapa, para entender al menos, qué fue lo que sucedió.
  • En una segunda etapa, hay que cuestionar las motivaciones para darse esta segunda oportunidad.
  • Hay quienes regresan porque tienen miedo de quedarse solos o solas.
  • Otros sienten mucha culpabilidad e intentan volver para administrar dichos sentimientos.
  • Algunos tienen motivaciones periféricas, que se convierten en motivaciones centrales, me refiero a los hijos, temas morales, financieros etc, que terminan complicando las cosas
  • Algunos vuelven porque la nostalgia de lo perdido los hace buscarse una y otra vez.

Siendo esta la motivación emocional, para regresar, el pronóstico de una segunda oportunidad es más negativo que positivo.

Para darse una segunda oportunidad, hay tomarse las cosas en serio, analizarlo muy bien, despacio, revisar la historia y plantearse una comprensión objetiva de la relación, para ver si es viable o no darse una segunda oportunidad.

Ante una segunda oportunidad, hay que ser prudente e ir despacio, ser muy cauto y profundamente sensato, además de buscar ayuda.